La Teoría King Kong: una mirada violenta del feminismo contemporáneo

Por Laura Galante Lage

Periodista

En las grandes cadenas de librerías, había un libro naranja con un gorila que llamaba la atención. Chico de tamaño y con pocas hojas, la Teoría de King Kong apela a todos nuestro sentidos para entender los tiempos en los que vivimos.

Cuando brindamos en año nuevo por un gran 2018, nunca nos hubiéramos imaginado que la tasa de femicidios seguiría siendo abrumadora (una mujer cada 35 horas es asesinada en Argentina) ni tampoco que el pedido por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito llegaría a senadores gracias a millones de mujeres que comprendimos qué era la sororidad y la lucha contra el sistema patriarcal dominante.

Mucho antes de la tercera ola feminista, mujeres como Judith Buttler, Simone De Beauvoir, Rita Segato (por solo nombrar unas pocas) nos hablaban de una cárcel basada en nuestro género. Una construcción que nos impedía ser por el mero hecho de ser mujer. Nuestro cuerpo, una prisión frente a la tiranía de un hombre asustado por la posibilidad de que el sexo débil le gane la pulseada del poder. Por eso, nos hacían escribir con pseudónimos, nos tapaban, callaban y mantenían en las casas para que no descubrieramos lo que realmente podíamos ser, iguales.

La “Teoría de King Kong” nos remite a esta puja constante entre el poder y la dominación, el miedo y el deseo que vive en las mujeres como una dualidad que oprime y nos desmoraliza cuando sentimos que no cumplimos con el rol que se nos había asignado. Un rol que solo fue construido para ordenar una sociedad que no admite cambios en el status quo.

Virginie Despentes es una escritora, guionista y directora de cine francesa que encontró el reconocimiento de la mano de su primera novela “Baise-moi”, traducida en España como “Fóllame” y en Latinoamérica como “Viólame”. En ella, se podía notar que Despentes lejos estaba de lo convencional. Ella tuvo que enfrentarse a una crítica feroz que no entendía cómo una mujer podía escribir sobre violación, sexo y muerte.Baise-moi” se terminó convirtiendo en la ópera prima cinematográfica de Despentes, quien le dió un lugar en el mundo feminista.

En el 2007, Despentes escribe “Teoría King Kong” en donde habla sobre feminismo, la teoría de género y el patriarcado como opresor. Este ensayo retoma las vivencias de la autora desde el relato de la violación que sufrió con sus amigas hasta la elección de ejercer la prostitución. En todos los capítulos, desde la mirada tenaz, violenta y cruenta de Despentes, se hablará de sexo, dominio, deseo, maternidad e ideales.

Lejos está de ser un ensayo científico. En “Teoría de King Kong” encontramos las anécdotas de una mujer que nunca quiso ser parte del status quo, que la incomodaba y encerraba. Son las memorias en vida que nos hacen discutir nuestra propia ignorancia y naturalización de la heteronormatividad.

Escribo desde la fealdad, y para las feas, las viejas, las camioneras, las frígidas, las mal folladas, las infollables, todas las excluidas del gran mercado de la buena chica, pero también para los hombres que no tienen ganas de proteger, para los que querrían hacerlo pero no saben cómo, los que no son ambiciosos, ni competitivos, ni la tienen grande. Porque el ideal de la mujer blanca, seductora, que nos ponen delante de los ojos es posible incluso que no exista.

Es preciso decir que mujeres y hombres pueden encontrar en la reflexión de Despentes una parada para comenzar a replantearse el por qué de muchas cosas y así entrar en el mundo de una literatura plenamente feminista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: